La inteligencia artificial es mucho más que una moda. En el entorno empresarial actual, se está convirtiendo en una excelente herramienta para automatizar procesos y optimizar recursos.

Gracias a esta tecnología, las compañías pueden desarrollar estrategias innovadoras en diferentes áreas. Así, facilitan las tareas de sus empleados y mejoran la experiencia de sus clientes.

De hecho, una investigación realizada por Adobe reveló que, en la actualidad, el 15% de las compañías ya utilizan IA y el 31% tiene programado hacerlo en los próximos 12 meses.

A pesar de su popularidad, en ocasiones el campo de la inteligencia artificial puede resultar intimidante.

Pero eso se termina hoy. En este artículo, Juan Biondi, Head of AI en Aivo, aclara conceptos y dudas para que aprendas o te actualices con los conocimientos fundamentales sobre IA.

Ingeniero en Computación, Juan lidera investigaciones sobre procesamiento de lenguaje natural, machine y deep learning aplicados a las soluciones de Aivo.

¿Su frase destacada?

“La Inteligencia Artificial es maravillosa, pero de magia no tiene nada”

Podrías contarnos, ¿qué es la inteligencia artificial a grandes rasgos?

Cuando uno habla de inteligencia artificial, lo primero que piensa es en una máquina que imita funciones cognitivas de los «seres inteligentes», como razonar, aprender o resolver problemas.

De forma más académica, IA es «la capacidad de un sistema para interpretar correctamente datos externos, para aprender de dichos datos y emplear esos conocimientos para lograr tareas y metas concretas a través de la adaptación flexible».

Ahora bien, a diferencia de lo que muchos creen, y quizás inspirados en la ciencia ficción, la IA no es todavía una “inteligencia general” y le falta unos años para llegar a serlo. Tampoco es un sistema capaz de resolver casi cualquier tarea como lo haría un humano (parecido a Terminator o El Hombre Bicentenario).

La realidad es que la IA como la conocemos hoy representa una «inteligencia estrecha». Es decir, un sistema es inteligente para llevar a cabo una tarea específica. No sabe hacer otra cosa aparte de la actividad para la que fue entrenado.

Cuando hablamos de inteligencia artificial, ¿a qué llamamos “inteligencia”? En otras palabras, ¿qué hace que una tecnología sea “inteligente”?

En general, a esta tecnología se la denomina “inteligencia” porque imita lo que se entiende por comportamiento inteligente. Por ejemplo, aprende de experiencias y deduce cómo solucionar un determinado problema.

Por otra parte, para tener en cuenta qué tan “inteligentes” son los sistemas actuales podemos tomar lo que el reconocido investigador de inteligencia artificial Andrew Ng sugirió hace algunos años como una “regla del pulgar imperfecta”. Esta dice que “casi cualquier cosa que un humano típico puede hacer con menos de un segundo de pensamiento mental podemos automatizarlo con el uso de la inteligencia artificial”.

En el futuro, la “inteligencia” de estas máquinas seguirá evolucionando. Es más, el 42% de los investigadores de IA predice que para 2030 ya existirá una inteligencia artificial similar a la inteligencia humana.

¿Cuál es la diferencia entre Machine Learning y Deep Learning?

Existen muchas formas de hacer Inteligencia Artificial. Es un campo muy amplio con diferentes ramas.

Una de ellas es la denominada Machine Learning o aprendizaje automático. Se podría definir como una forma de desarrollar sistemas para realizar una determinada tarea sin programarlos específicamente para tal fin. Es decir, se entrena a un sistema para que aprenda por sí mismo.

Para ello, se implementa un determinado algoritmo que define cómo el sistema debe aprender a realizar una tarea. Luego este se entrena a través de ejemplos. Para lograrlo, es preciso indicarle al sistema las características que debe tener en cuenta para realizar la tarea. Así, este logra tomar decisiones en base a la información establecida.

Por otro lado, el Deep Learning o aprendizaje profundo es una rama dentro del Machine Learning que utiliza algoritmos que son capaces de «darse cuenta por sí mismos» cuáles son las características importantes en un conjunto de datos crudos según el contexto en el que se encuentran.

Inteligencia artificial

¿Crees que es indispensable para las empresas incorporar tecnologías con IA? ¿Por qué?

No se si diría indispensable, pero sí que es muy conveniente. La inteligencia artificial puede facilitar y agilizar muchos procesos y reducir considerablemente los costos, errores y tiempos de entrega en general.

Principalmente, nos permite concentrarnos en actividades más complejas y delegar las tareas rutinarias a sistemas autónomos que las resuelvan. Por ejemplo, en el caso de la atención al cliente, podemos dejar que un bot inteligente conteste la mayoría de las consultas de manera autónoma. Así, las personas sólo atenderían las situaciones que necesiten del trato humano.

Las ventajas son innumerables: disponibilidad 24/7, rápida solución de dudas o problemas, menos esfuerzo por parte del consumidor y mayor seguridad y privacidad. También gracias a la IA las interacciones se pueden customizar para cada tipo de cliente según el rumbo que tome la conversación.

¿Qué consejo le darías a una empresa que nunca utilizó inteligencia artificial quiere incorporarla a su estrategia de servicio al cliente?

Algunas de las recomendaciones que le daría a alguien que está pensando en incorporar esta tecnología son:

1. No aplicar IA por el sólo hecho de ser innovadores. Su implementación tiene que responder a una estrategia alineada con los objetivos y misión de la empresa como un todo. Además, debe resolver problemas.

2. No todas las empresas tienen la capacidad o los recursos para desarrollar su propia IA. En este caso, es recomendable apoyarse en partners y proveedores de soluciones de IA que ya tengan esta tecnología desarrollada y lista para aplicarse en distintos casos e industrias.

3. Es recomendable tener en claro desde el comienzo que la IA no va a resolver todos los problemas ni mucho menos reemplazar a los empleados. La tecnología debe trabajar en colaboración con los equipos. Hay ciertas características y habilidades humanas, como la creatividad y la sensibilidad, que permiten resolver problemas de mayor complejidad. Ninguna de ellas puede ser sustituida por una máquina. Lo que sí puede hacer la IA es extender las posibilidades de las personas, sugiriendo respuestas automáticas, ofreciendo atajos, colaborando en la resolución de problemas y asistiendo en la ejecución de tareas diarias.

4. Para resolver problemas de forma efectiva, la IA precisa de datos de calidad y en cantidad. Estos deben contener información suficiente para poder responder y solucionar problemas. Además, tienen que ser variados como para representar la mayor cantidad de situaciones para así poder entrenar el sistema.

¿Cómo te imaginas la tecnología dentro de 10 años? ¿Qué crees que vamos a incorporar a nuestra vida diaria y que todavía no conocemos?

Yo diría que la inteligencia artificial ya es parte de nuestra vida. Si lo pensamos hoy tenemos asistentes virtuales como Alexa o chatbots especializados que resuelven gran parte de nuestras consultas.

En mi opinión, en menos de 10 años la IA va a estar tan internalizada en nuestras vidas que nos va a resultar sumamente natural, como algo de todos los días.

Los usos en el presente ya son casi infinitos y en ámbitos muy diversos. Muchas de estas aplicaciones sirven sólo para el entretenimiento de los usuarios. Ese es el caso de Affine Layer, que a partir de un “doodle” crea una imagen fotorrealista.

Otras tienen aportes útiles para generar más datos en áreas de mayor impacto, como la salud y la industria del espectáculo.

De hecho, la tecnología que se utiliza para hacer aplicaciones de «recreación», como FaceApp, es la misma que se usa para detectar e identificar los distintos tipos de cáncer de mama, por ejemplo.

En ese sentido, el futuro va a estar habitado por la inteligencia artificial. Los autos autónomos, los robots para tareas domésticas y los asistentes virtuales ya son parte de nuestra vida y, en el futuro, estarán aún más instalados en nuestra rutina.

¿De qué forma implementa la IA Aivo?

La Inteligencia Artificial es uno de los aspectos esenciales de nuestra propuesta de valor. Nuestra Suite de productos, que incluyen soluciones de chatbot, live chat, voz y bases de conocimiento, buscan asistir a empresas en el manejo de la atención y en el desarrollo de una experiencia de cliente utilizando la Inteligencia Artificial.

Principalmente usamos la IA de forma conversacional, para el entendimiento y la empatía. Con ella, nos aseguramos de que nuestras soluciones entiendan las intenciones detrás de las preguntas de los usuarios.

Para esto, entre otras cosas, utilizamos NLP tradicional, Deep Learning basado en “embeddings” con redes LSTM y distintos tipos de modelos de Machine Learning. Esta tecnología no sólo sirve para entender a los clientes, sino también para ayudar a los agentes en interacciones en vivo.

Gracias a la IA, nuestras soluciones permiten que las compañías puedan interactuar con sus clientes en un nivel más profundo, con lenguaje natural, en todo momento y de forma automática. Si tienes curiosidad, aquí encontrarás un poco más de detalle sobre cómo funciona nuestra IA.

Y tú, ¿qué piensas sobre la inteligencia artificial?

Después de tanta información, imagino que tendrás cientos de preguntas.

Deja afuera la timidez y escríbenos un comentario. Nos encanta conversar sobre estos temas (sobre todos los temas, en realidad).

¡Hasta la próxima!

Spread the love